El agua es un bien esencial sin el que el ser humano no puede vivir. Tras una catástrofe, especialmente aquellas generadas por desastres naturales, las fuentes de agua  de la población se suelen ver comprometidas: se producen daños en la red de distribución, se contaminan pozos, etc. Con el fin de dar respuesta a las necesidades de agua potable de población afectada, la Federación Internación de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja creó la ERU (Emergence Reponse Unit en sus siglas en inglés)  de agua y saneamiento. Estas  unidades se trasladan al lugar afectado un máximo de 72 horas incluyendo el material y el personal necesario para abastecer de agua de alta calidad a 15.000 personas diariamente durante 3 meses incluyendo centros sanitarios.

La ERU de agua y  saneamiento puede captar, potabilizar, almacenar y distribuir 225.000 litros de agua al día, permite mejorar la capacidad de saneamiento de una población de 5.000 personas (gestión de residuos) y realiza acciones de promoción de hábitos de higiene saludable entre la población tras la emergencia. Entre el material que compone la ERU de agua y saneamiento se incluyen 5 potabilizadoras, equipamiento necesario (mangueras, grifos, depósitos de agua)  y se desplaza con una media de 6 profesionales con conocimientos de química, biología, geología, fontanería, electricidad, logística y promoción de la higiene. Los especialistas trabajan con personal voluntario de la Cruz Roja o la Media Luna Roja local que reciben formación para que puedan utilizar el equipamiento en futuras emergencias.

Dividir su capacidad de potabilización en 5 unidades independientes permite una gran versatilidad en su funcionamiento. En función de las necesidades detectadas, pueden actuar de forma conjunta en un solo lugar cubriendo grandes grupos poblacionales  o trasladar algunas unidades para dar servicio a poblaciones más reducidas.

Características de cada planta potabilizadora

Tratamiento de aguas con capacidad de hasta 30.000 litros al día. Una vez tratada, podrá ser utilizada tanto en el  consumo humano como para la higiene personal. El agua puede ser almacenada para el consumo animal así como para su utilización en los cultivos o para tratamientos de limpieza y lavado. Antes de cualquiera de estos usos, se analizan muestras para la aceptación al consumo. Según las normas mínimas establecidas en el Proyecto Esfera, que describen las condiciones que hay que lograr en cualquier respuesta humanitaria para que las poblaciones afectadas por un desastre puedan sobrevivir y recuperar condiciones de vida estables con dignidad, toda persona debería disponer de, al menos, 15 litros de agua para beber, cocinar y realizar la higiene personal en los hogares.

Almacenaje y Distribución:

Podrá ser almacenada y/o distribuida de cuatro formas:

En camiones de distribución
Rampas
Enganche a un Hospital
Depósitos totalmente cerrados
Características

Sistema de succión de hasta 10m. de capacidad (energía propia)
Estanque de almacenamiento (Capacidad para 30.000L.)
Motor GAZOLINA 315cm³, 20-25L.
Cordón con rebobinado automático con dispositivo de descompresión incorporado.
Filtro de aire seco
Filtro de combustible
Tanque de gasolina de 4,9 litros (entre 10 y 12 horas de funcionamiento)
Kit de herramientas

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »